Actualidad

El PP de Paterna desvela un nuevo “varapalo judicial” a Sagredo

  • El alcalde cesó “a un trabajador del PP saltándose los trámites aprobados en el Pleno del Ayuntamiento
  • “Sagredo se comporta como el Rey lagarto, parte y reparte como quiere en el ayuntamiento sin respetar acuerdos ni pactos”

03 octubre 2018.- El Partido Popular de Paterna ha dado a conocer hoy un nuevo “varapalo” de la Justicia para el alcalde de Paterna, Juan Antonio Sagredo, después de que la Fiscalía haya considerado que ha vulnerado los derechos fundamentales del PP.  

   De esta manera, el PP ha explicado que el Fiscal ha informado favorablemente de la demanda plantada por los populares después de que el Alcalde cesara a un trabajador eventual adscrito al PP sin previa propuesta del mismo. Según el Ministerio Fiscal, los nombramientos debieron hacerse conforme a las propuestas de los grupos políticos según se había acordado. 

    “La obsesión de Sagredo por el PP le lleva a incumplir su propia propuesta”, ha señalado Villajos, “es el colmo del despropósito”. 

   “Sagredo se comporta como el Rey lagarto, parte y reparte como quiere en el ayuntamiento sin respetar acuerdos ni pactos”, ha denunciado el PP al tiempo que ha señalado que la Fiscalía considera que esta actitud “afecta y vulnera” la función representativa del derecho Fundamental de Participación Política cuya protección  y contenido ha sido configurado legal y constitucionalmente.  

    Este nuevo “toque” de la Justicia al Alcalde de Paterna se suma a las denuncias que ya tiene en marcha y que están siendo investigadas por el juzgado, por la Fiscalía y por la Agencia Antifraude”.

     Esta noticia llega después de que la Justicia haya declarada “compleja” la causa de las contrataciones de Halloween, una trama con muchas empresas involucradas y que llega a muchos municipios, no únicamente a Paterna.  

   “Qué mas necesita Puig para mover ficha? Ha señalado Villajos al tiempo que se ha preguntado por qué para el líder de los socialistas valencianos hay socialistas de primera como Rodríguez o Sagredo y de segunda como Echàvarri, cuya situación también era insostenible”.